domingo, 6 de junio de 2010

cerezas de la montaña, Vall de la Gallinera, ESCOGIDAS

Si en la costa de Alicante añoramos el maravilloso paisaje de no hace tanto, en el interior hay valles donde la naturaleza se mantiene gracias al esfuerzo de sus habitantes que luchan por una agricultura de calidad, mediterránea.

Gracias a Ane, Marcos y Ferrán y a la cooperativa de Alpatró por su ayuda y por las cerezas ESCOGIDAS que nos regalaron. Y a Nathalie por compartir conmigo el viaje.

¡El 17 de junio es la fiesta de la cereza en el Vall de la Gallinera!

MÁQUINAS DE VIVIR Flamenco y arquitectura en la ocupación y desocupación de espacios

MÁQUINAS DE VIVIR Flamenco y arquitectura en la ocupación y desocupación de espacios Máquinas de vivir  es un proyecto en torno al diálo...